Pintando en verano

Hola a todos
 Somos muchos los que intentamos pintar en verano, ya sea porque tenemos más tiempo, porque la gente se va de vacaciones y no hay con quien jugar, o lo que sea. El problema  es que mientras pintamos en verano, o pintas con aire acondicionado en condiciones invernales, o la pintura se seca en la paleta a una velocidad pasmante. Para evitarlo hay unos pocos trucos.
  • Mantener las pinturas frescas. Sí, parece tontería, pero es útil. Dejarlas en el refrigerador ayuda, aunque es una opción poco popular entre los padres de algunos (ocupan espacio y tal).
  • Mediums varios. Hay compuestos diseñados para añadir a las pinturas como los thinners o los retardantes. Los primeros ayudan a que la pintura sea más fina, a que esté más diluida, y retardan un poco el tiempo de secado. Los segundos retardan mucho el tiempo de secado y son útiles para técnicas como el fundido húmedo (wet-blending), y para pintar en verano
  • Paleta húmeda. Consiste en una paleta que va manteniendo la humedad de la pintura, evitando que se seque.
  • Usar los 3 métodos anteriores a la vez, y dejar la paleta también en el refrigerador.
De estos métodos, el primero es algo que no requiere más misterio y el segundo son productos que se compran en tienda, así que paso a explicar cómo crear una paleta húmeda casera.
Necesitamos:
  • Una fiambrera o tupperware.
  • Una esponja (yo uso esponjas anti-moho de cubertería, que son finitas y caben bien, pero se puede usar cualquier otra material que absorba agua y la mantenga). También sé de gente que usa papel de cocina, pero no lo he probado.
  • Papel de hornear. Se consigue en cualquier supermercado
  • Unas tijeras o cuchilla

Con todo eso, recortamos la esponja de forma que entre en la fiambrera, quedando la superficie de la esponja lo más horizontal posible (vamos, si la fiambrera tiene curvas en el fondo, hay que evitarlas de alguna forma). Se recortan varias hojas de papel de hornear con el tamaño del hueco de la fiambrera. No pasa nada si quedan un poco cortas y no cubren la esponja finalmente, se coloca la esponja en la fiambrera, se echa agua hasta que la esponja esté bien mojada, pero que el agua no rebose. Luego ponemos el papel encima de la esponja mojada y listo. El papel de horno hará que a medida que la pintura que pongamos encima pierda humedad, la recupere a base de coger la humedad de la esponja. Para los curiosos, este proceso se llama ósmosis.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s